miércoles, 27 de abril de 2011

Mariconadas literarias (II): Exclamaciones


Continúo con esta serie de afilados cuernos, donde trato de voltear a los escribientes malandrines que utilizan argucias de dudoso gusto para captar la atención de sus lectores. En este caso entro al trapo de un vicio tan extendido como las extemporáneas exclamaciones que tienen a bien soltar muchos ilustres escritores a las primeras de cambio. Son muchos los ejemplos, pero me centraré en tres que me resultan especialmente insufribles; a saber: ¡ay!, ¡oh! y ¡jo!


No creo que haya nada más cursi que exclamar ¡jo! cuando algo contraría al escritor; la lengua española es inmensamente rica, y se me ocurren innumerables exclamaciones más a propósito, como por ejemplo ¡me cago en la hostia!, ¡los mueeeertos del demonio!, ¡sus muuuulas toas! o ¡me cago en to lo que se menea!, por citar sólo algunas. En cuanto al dichoso ¡oh!, estoy hasta el gorro de que lo usen para alabar, por ejemplo, un poema. Sólo un poema en color amarillo sobre fondo rosa se merece tan exclamación. Bien pudiera decirse ¡ole tus cojones!, ¡así se escribe, pedazo de cabrón!, o ¡de putíiiiiiiisima madre! Y he dejado para el final el quejidito ese de ¡ay!, la mariconada más gorda que han visto los siglos, una especie de lamentación que trata de atraer la pena del lector sobre quien escribe, y lo que da es pena de que se escriba así. Si algo te jode no digas ¡ay!, coño. Tienes a tu disposición infinitas expresiones, como la antes citada ¡sus mulas!, con su variante ¡sus muertos!, o ¡qué le vamos a hacer, la vida es así de cabrona!, o ¡un mojón pa mí!, ¡me la han metío astarnúo!, ¡astarnúo pelúo y morrocotúo!, y así podíamos seguir hasta que se nos rompiera el lápiz.


Un poné: Y pensar -¡ay!- que muchos escritores que escriben -¡oh!- de maravilla y visitan ¡ay! mi blog, usan -¡prrrrf!- estas mariconadas. ¡Jo!

17 comentarios:

Cebrián di Fulvio dijo...

Recórcholis, pues yo soy adicto al Jo hablando y al oh escribiendo. Intentaré moderarme.

José Miguel Ridao dijo...

Jo, anda que te recibo bien en mi blog...

Fernando Moral dijo...

Hm...eh...., coño, ya no me acuerdo de lo que iba a decir. Ah... sí: que hoy vienes especialmente corniveleto. LMFAO.

Un abrazo.

Liliana G. dijo...

¡Diantres! (¿Esta es aceptada?) Ridao que no puedo de la risa, y esto cuando recién llego de trabajar, sin dormir en toda la noche, resulta algo pernicioso ¡me despabilo!

Bueno, sí, debo admitir que soy de esas mariconadas exclamacioniles, pero me salva que no soy una ilustre escritora y que me puedo tomar la licencia de hacerlo.

Además te digo que vuestro "¡jo!", me suena simpatiquísimo, pero a decir verdad, me quedo con tus ejemplos, jajajajaja

¡Besos!

Bea. dijo...

Jo es una vulgaridad que yo nunca utilizo , claro que también es cierto que solo me muevo en ambientes muy selectos adecuados a mi categoría personal y profesional , y nunca suelo ir con personas que utilizen el idioma de manera aberrante , aunque por desgracia me han caido varias amigas que no tienen ni ídea de saber hablar ni saber estar , pero como buena cristiana que soy las acepto en mi círculo más intimo por caridad cristiana.

Alejandro dijo...

¡Jo-José Miguel! no sé de qué te quejas, porque eres el primero que escribes Jo continuamente... no sé si te has fijado, cada vez que escribes José Miguel.

Ay, que ya imagino el ¡oh! que estarás soltando.

Rocío. dijo...

Jo,Ridao,no me quites de decir:jo,lo digo desde la adolescencia,claro que igual,me quedé ahí intelectualmente,menos mal que la Bea me ha arrecogío,en su seno de misericordia infinita,y carida cristiana.Anda guapa vete a mamarla a Parla,con esa boca erótica que tienes,erótica porque tó lo que dices lo jodes.
Ridao hoy te mando un beso futbolero,estoy en el Bernabeu pa vé el partido,lo malo a las 8 me llega la de la caridad cristiana,lo mismo la trinco de los pelo,y la arrastro por toa la castellana,veremos a vé.

Juan Antonio Glez. Romano dijo...

Cuando escribiste aquello del "haiku jodersu", escribiste "ay" (bueno, "ai") y "jo", así que dos de las exclamaciones que censuras forman parte de tu más genuino ridaiku (¿o habría que decir ridayku?). De todos modos, entre el "ay" y "el astarnúo", creo que podríamos plantear algunas variantes intermedias, ni tanto ni tan calvo, con perdón. Que a los que somos elegantes y finos nos cuesta un carajo decir palabrotas, aunque queden de puta madre las muy cabronas.
No sé si me explico.
Abrachop.

El Naranjito dijo...

!Ostras Pedrín! D. Ridao, yo que torpemente pretendo expresar mis ideas y batallitas con palabras biensonantes para no jerir la sensibilidad de mis pocos, pero distinguidismos seguidores, ahora llega un nota desde una peña perdida en medio del jodío campo y me dice que lo correcto es decir eso de: "me cagoenlamadrequeparioapanete". !Ostia, joé, lecha, puta!
Que agustito me quedao.

soylapaqui.com dijo...

Jo que afortunada soy de que la Bea me acoja en su pijo regazo,vete ya pa Parla Bea que tienes cola allí pa la mamada.
Yo Ridao cariño,es que como hablo tan mal,ni el rae ya sabe que hacer conmigo,me gusta to lo que suene ordinario,jo tío que arte.
Y deja a los niños que disfruten,si te contara to lo que me han roto mis niñas,era pa que las hubiera dejao calvas a las dos.
Mañana vuelvo de mi viaje,jo que pena con lo bien que se está sin hacer nada.Tengo un sobrino en el youtube,es que somos una familia que desde chicos destacamos en el famoseo,si lo quereis ver: los primeros pasos de sergito.
Ese niño del chupete,tan andarin es mi sobrino.

Elías dijo...

¡Cáspita, caramba, córcholis, pues es verdad!
¡Oh!, que texto tan certero.
Jo, qué pena no haberme dado cuenta antes.
Pero, ay, así son las cosas.

Abrazo

José Miguel Ridao dijo...

¡Jo! Mira que sois malos, y Fernando es un basto con eso de LMFAO. ¡Jolín cómo se ríe Liliana! Aupa, Bea, te juro por Snoopy que yo no digo esas cosas. Álex, contri, que yo no digo oh. Jopé, Rocío, la amiga que tienes. Madrid 0; Barca 5 ¡Astarnúo! No seas basto, Juan Antonio, caray, que estamos en un blog serio. Naranjito: la Peña esa es la repanocha, me inspira mogollón. ¿Ese es tu sobrino, Paqui? ¡¡Oooooh!! Ten cuidado en Camboya , que si les pides un nabo te sacan la polla. Ya ves, Elías, ¡ay! en qué se está convirtiendo mi blog.

¡¡Penitenciagite!!

Rocío. dijo...

Aquí Rocío la del poderío,retrasmitiendo en rigurosísimo directo desde el Bernabéu.
Así que eres del Barca,Ridao,ya veo la de goles que nos estais metiendo,ni uno,Ridao,ni uno,además yo ya le he puesto a tu equipo,2 velas negras y 3 morás,pa tengan tos las rodillas despantinflás,no te digo más,pero bueno como soy mu buena,ale que gane el mejor.
Un beso futbolero,y otro pal Serguito,de la Paqui,el niño más bonito de ´Málaga,que me dice:íoo,má caíiio,que arte tiene ese niño,otro artista.

José Miguel Ridao dijo...

¿Ti da cuen? Un gol por cada vela negra. En fin, no me ensaño...

Mery dijo...

A mi es que me encanta el "me cago en to lo que se menea".
Y podría seguir, pero mejor me callo
Un beso

Juanma de la Torre dijo...

Estás que te sales, Ridao. Un abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Tú asiente, Mery, que yo me encargo de cornear. Verás como me las devuelvan...

Hombre, Juanma, qué de tiempo. Muchas gracias; estoy deseando que nos tomemos unas cervezas.

Abrazos.