viernes, 16 de octubre de 2009

Hoy, mañana y Jaime



- Papá, ¿hoy es mañana?

Si ya mi hijo Miguel apunta maneras, esta frase que me dijo Jaime, mi segundo hijo (en el coche, por supuesto) me ha cogido, como se suele decir, fuera de juego. Seguramente algún poeta lo habrá dicho ya -esperad que entro en Google ... efectivamente, 17600 resultados, sigue sin haber nada nuevo bajo el blog-, pero Jaime a sus cuatro años no sabe leer, y yo no me dedico a recitarle poesía. Así pues, ¡se le ha ocurrido a él solito! El motivo: que cuando lo llevé al cole por la mañana le dije que al día siguiente iría a casa de sus abuelos, y como tenía tantas ganas, al recogerlo me soltó la frase.

Se lo merece: hoy estreno etiqueta en mi cuaderno, espero que tan fructífera como la de Miguel (y otras dos que están por venir...).

34 comentarios:

JESUS FIDELIS dijo...

Otro simpático filósofo.
El mañana es vuestro Jaime. Disfrutar el presente.

Dyhego dijo...

Monsieur RIDAO:
¡Tiene buena pinta tu niño!
¡Me lo pido pa darle clase!

Un saludo

Capitán dijo...

JM, tus hijos apuntan maneras desde que nacen, cuando te llevan de la mano con esa cara de sinvergÜenza cariñoso, ya se sabe que apuntan maneras.

Y mejores que el padre, faltaría mÃs

Chop

Pasión dijo...

José Miguel, qué guapo es Jaime, a quién saldrá.

Siempre me traes al recuerdo a los míos, disfrutaba, como no en el coche, donde te preguntan y te lo cuentan casi todo.

Un abrazo para tu hijo Jaime, abrazos para todos.

Juanma dijo...

Como el lunes pasado fue festivo, mi gordo ya está diciendo que este lunes venidero es fiesta también. Y, por supuesto, ¡¡ya todos los lunes!! Qué pronto arreglan el mundo, eh?

Abrazos.

Alejandro Muñoz dijo...

A lo mejor lo decía por mí. Me esperaba para hoy y apareceré mañana.

La etiqueta Jaime promete mucho y la de Ignacio dará que hablar.

¡Hasta hoy!

Juanma dijo...

En mi comentario hago referencia a lunes festivo para ir a la guardería.

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Chops, a la RAE, yaaaaaaaaa...

Antonio Rivero dijo...

Un poeta precoz desde luego. Desde luego suena bien eso de hoy es mañana... suena poético.

Saludos

Liliana G. dijo...

Jaime está tratando de adelantar el futuro ¡buen pronóstico para su edad! Cuando vengan la hipótesis, tesis y demostración, quedarás pasmado, Ridao, no lo dudes.

¡Qué bonitooooo!

Besos y cariños.

marisa dijo...

Y cómo se nos ensancha el corazón cuando los contemplamos y los vemos crecer , demasiado deprisa...
Dale un besazo a tu Jaime, que además de apuntar maneras tiene una sonrisa que cautiva.

Javier Quiñones dijo...

Estos hijos tuyos son una fuente de sorpresas y una maravilla, José Miguel. El anhelo de que llegue lo que le gusta, ir a casa de sus abuelos, hace que juegue de esa manera tan peculiar con el tiempo. Yo tengo un retrato de Antonio Machado en mi blog con un verso suyo que dice: "Hoy es siempre todavía". Tal vez, sabedor Machado de que el tiempo juega en nuestra contra, lo quiere retener y tal vez eternizar.
Vaya si apuntan, ya lo creo y de qué manera, estos Ridaítos...
Un abrazo, Javier.

Luis Valdesueiro dijo...

Los niños saben ser auténticos filósofos. Hacen las preguntas que más pueden sorprender a nuestra razón cuadriculada. Lástima que con las respuestas vayan unos cuantos latigazos lógicos (a la lógica me refiero).

Olga B. dijo...

Qué guapo, por Dios, la próxima vez traételo también;-)
Con lo feísimos que suelen ser los filósofos. Guarda ese instante porque la inocencia y la extraña sabiduría que nos otorga, se desvanece demasiado deprisa. Hoy no es mañana, pero lo será, ay. Y se harán mayores y hasta neogóticos o vete tú a saber. Jo.
Un beso.

América dijo...

No se pasa indiferente por esta entrada,no solo es guapo y curioso,la etiqueta es éxito asegurado,él de por sí ya es un personaje.

Julio dijo...

LOs niños son los dioses del tiempo. No lo dudes, Ridao, chop.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Si no tienes tú una categoría para niños, ¿quién la va a tener?

José Miguel Ridao dijo...

Muchas gracias, Jesús, eso tratamos de hacer.

Un abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Faltaría más, Capitán.

chop chop

José Miguel Ridao dijo...

Pasión, tus comentarios sobre mis hijos son siempre encantadores.

Un fuerte abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Éstos arreglan el mundo de momento, Juanma. Son unos artistas. Yo los ponía al mando del país con los ojos cerrados.

Se te ha entendido lo de la guarde.

Un abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Qué curioso, Álex, me hablas de hoy y mañana desde el ayer. Blogger es mágico.

Buen fin de semama alajeño hemos pasado, ¿eh?

José Miguel Ridao dijo...

Después de álogo, Javier, después de álogo.

chop

José Miguel Ridao dijo...

Sí suena poético, Antonio. Tú de precocidad vas bien despachao, a ver si Jaime sigue tus pasos.

Un abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Muchas gracias, Liliana, tan cariñosa como siempre.

Muchos besos.

José Miguel Ridao dijo...

Se lo doy de tu parte, Marisa. Desde luego que nos ponemos gordos hablando de ellos, y encima ahora tenemos el blog para hacerlo.

Otro beso para ti.

José Miguel Ridao dijo...

Es magnífico ese verso de Machado, Javier. Desde luego que dan sorpresas los niños, y lecciones también. Muchas gracias por tus palabras.

Un abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Sí es una lástima, Luis. Yo creo que ellos tienen una clarividencia que después se pierde, y como los mediocres adultos no les hacemos caso, así nos luce el pelo...

Un abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Quita, quita, Olga, que una cosa es un bebé dormidito y otra muy distinta es el ciclón Jaime, que nos arruina la cena. Mucha pinta de neogótico no tiene, pero nunca se sabe...

Besos para toda tu familia.

José Miguel Ridao dijo...

Sï que es un personaje, América. Me gustaría que lo conocieras, se mete en el bolsillo a todo el mundo.

Muchas gracias, y un abrazo.

José Miguel Ridao dijo...

Nunca lo he dudado, amigo Julio.

chop chop

José Miguel Ridao dijo...

Qué alegría leerte, Jesús. Buena señal, tu convalecencia irá sobre ruedas. Tus escritos también rezuman cariño por tus hijas y por toda tu familia.

Un fuerte abrazo.

Mery dijo...

Pues otro encanto, ya se ve.
Un abrazo también para él.

José Miguel Ridao dijo...

Gracias, Mery, se lo doy en cuanto vuelva del cole. Otro abrazo para ti.