miércoles, 3 de junio de 2009

La Pasión según Miguel

Hace ya un tiempo que no os refiero mis jugosas conversaciones con mi hijo Miguel; es tan cotidiano que se me olvida. Aquí va otra muestra de su creatividad.

- Papá, ¿a que Dios y la virgen se ayudan?
- ¿Qué dices, Miguel?
- Sí, me lo ha dicho mi ángel de la guarda.
- ¿Cuándo?
- Ahora mismo, tú no te has enterado porque habla muy flojito.
- (Con los vellos erizados del susto): ¿Y para qué se ayudan?
- Para luchar.
- ¿Con quién?
- Con los que han matado a Jesús.
- ¿Que lo han matado?
- Sí, lo han clavado en una cruz, y después ha nacido otro Jesús.

Lo curioso es que va a un colegio laico, y que Lola y yo no le damos tantos detalles como para que saque esas conclusiones. Para mí que está entrando en blogs teológicos, que he visto unos cuantos, y está reinterpretando la historia sagrada.

13 comentarios:

Olga B. dijo...

Ay, la teología infantil, que escapa a nuestra comprensión. Mis hijos van a un colegio religioso, pero casi toda mi familia es atea recalcitrante y están condenados a oír demasiadas cosas contradictorias (pero así es la vida que se van a encontrar, supongo). Mi padre es el más ateo de todos. Un día Adrián quería pedirle algo a su abuelo y yo le dije "pídeselo a la virgen, a ver si le convence". Y él, muy consciente de cómo es cada cual a pesar de sus cinco años, me dijo: "la virgen con el yayo no da resultado,la virgen es para el miedo por la noche, con el yayo habla tú".
Imagínate a qué conclusiones llegarían estos dos juntos:-)
Un abrazo.

maite mangas dijo...

Igual se lo cuenta todo su angel de la guarda de verdad...seguro que los niños pueden escucharlos. Atento Jose Miguel que igual tienes ahí un místico.
Santiago, que es mi crio mayor habla con la virgen del colegio cuando hay que pedir algo importante, por ejemplo, cuando operaron de corazón a su abuelo y le dijimos que todo había salido bién nos contestó: "Ya lo sabia, porque yo se lo había dicho a la virgen del colegio y siempre me hace caso".

Juanma dijo...

El mío, dos añitos, se queda a veces un poco "pillado", mirando a no se sabe dónde. Miedo me da también a mí tras leerte. En cualquier caso, una revisión de la historia sagrada desde una mirada sin contaminar no vendría nada, pero que nada mal.

Un abrazo, querido José Miguel.

José Miguel Ridao dijo...

Olga, como ya te dije estos dos harían buenas migas. A ver si el mío sigue los pasos del tuyo y le dan un premio, pero no de los que yo doy;-)

Maite, por lo que me cuentas el tuyo sí que es místico, yo de ti me preocuparía...

Sí que vendría bien, Juanma, y después deberían publicarla.

Un abrazo.

Liliana G. dijo...

¿No te he dicho yo que los niños ahora vienen muy avispados? Por suerte, porque en nuestra época éramos incapaces de razonar de esa forma y si lo hacíamos, lo callábamos.

Es de esperar que hoy en día saquen sus propias conclusiones y de hecho unas conclusiones estupendas.

No quieras saber las clases magistrales que te darán tus nietos el día de mañana... ¿Seguirás bloguereando en esa época?

Un cariño grande, José Miguel.

José Miguel Ridao dijo...

Claro que sí, Liliana, y si no bloguereo usaré el formato que esté en boga. Desde luego, papel ya no habrá mas que como reliquia de nosotros los futuros ancianos.
Espero que tú sigas también bloguereando o lo que sea. Un beso.

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Pues no me enteré yo, de que había nacido otro Jesús.

No sería Miguel?

Un abrazo a ti, y otro fuerte a tu hijo.

José Miguel Ridao dijo...

Muchas gracias, Javier. Así es como mi hijo entiende la resurrección. No va muy mal encaminado, el puñetero. Un abrazo.

Pasión dijo...

Hola José Miguel:

¡Que Ángel (ange)tiene tu niño!.

Con esa edad me llamaba la atención ver a Jesús en la Cruz, las lágrimas se me saltaban, pobre hombre qué habrá hecho... me preguntaba, al conocer Su Vida me dejó apasionada para siempre.

Mis hijos han estudiado en Colegios Católicos, se han vuelto agnósticos.

Vamos a ver como te sale Miguel.

Le das un fuerte abrazo y otro a sus hermanos.

Jesús Cotta Lobato dijo...

Yo siempre he pensado, aunque no tengo prueba alguna, que los niños tienen conexión directa con Dios y los ángeles. Luego nos volvemos escépticos y tontos.

José Miguel Ridao dijo...

Pues seguro que sale religioso, Pasión, ya se sabe que los niños con tal de llevar la contraria...
Mañana les doy el abrazo, que ahora están durmiendo.

Estoy contigo, Jesús, y además debería publicarse una Biblia comentada por niños.

Un abrazo.

Mery dijo...

Yo quiero oir a mi Ángel de la Guarda como hace tu hijo, que me hable bajito o alto, como quiera, pero saber que está a mi lado echando ese ojo tan necesario.

Me gusta tu niño, mucho, mucho.
Un beso, me encanta leer estas cosas.

José Miguel Ridao dijo...

Gracias, Mery, a mí también me gustaría oírlo, o al menos saber que lo tengo.